La DJ Sama Abdulhadi es arrestada por la policía palestina, tras una actuación cerca de un santuario religioso.

El pasado domingo la DJ Sama Abdulhadi, considerada la primera DJ palestina que dió el salto gracias a Boiler Room y que participó en el reciente streaming Monegros Desert festival, fue detenida por la policía palestina después de una actuación, la noche anterior, en Nabi Musa, cerca de Jericó, lugar donde según diversas creencias religiosas se encuentra la tumba del profeta Moisés.

Sama Abdulhadi
Sama Abdulhadi

Los diferentes videos en redes sociales mostrando a hombres y mujeres bailando en Nabi Musa, desataron una ola de indignación entre un sector de la población, que consideraron que los hechos son una profanación del lugar e irrumpieron en la fiesta para atacar a los participantes.

Tras la denuncia de los organizadores y familiares, distintas organizaciones de derechos humanos han pedido su liberación y se ha iniciado una campaña en redes sociales bajo el hashtag #FreeSama.

La AFP dice: “Pedimos su liberación porque su arresto no es lógico (…) había recibido un permiso del ministerio de Turismo.

«Nabi Musa no es sólo un lugar religioso sino también un sitio turístico (…) y si la música electrónica no era apropiada allí, el ministerio no debería haber dado su permiso», añadiendo que su detención se ha decidido prolongar durante 15 días más este martes, por las autoridades palestinas.

A través del SIGUIENTE LINK podéis firmar la petición para la liberación de Sama Abdulhadi: https://www.change.org/p/palestinian-national-authority-call-for-the-immediate-release-of-sama-abdulhadi?redirect=false

Muchos artistas ya se han pronunciado pidiendo su liberación.

Artículo por KLUBBINGKIDS